El estrés crónico y la reproducción, parte 2

Stress and repr Esp 2

La semana pasada hablamos de cómo el estrés crónico afecta a las mujeres cuando se trata de la reproducción y la intimidad. Esta semana vamos a discutir de cómo el estrés crónico afecta a los hombres y cómo tanto hombres como mujeres podemos entender unos a otros en esta cuestión importante.

Sistema reproductor masculino:

El sistema reproductor masculino depende también del cerebro para la función apropiada. Si bien la principal hormona sexual producida por las mujeres es el estrógeno, la principal hormona sexual producida por los Hombres es la testosterona. Durante la maduración del hombre, los niveles de testosterona aumentan causando muchos cambios físicos que tienen lugar como engrosamiento de la voz, crecimiento del vello facial y el aumento de la masa muscular. La testosterona también afecta al cerebro, esto ayuda a que El Hombre se centre en las soluciones de los problemas. Esto es por qué los hombres y las mujeres a menudo no logran entenderse entre sí. Los hombres están hechos para centrarse en soluciones a los problemas mientras que estrógeno en el cerebro de la Mujer se construyen para reconocer los detalles más finos.

El sistema reproductor masculino se basa en los sistemas nerviosos simpático y parasimpático. Como revisión, el sistema nervioso simpático provoca la estimulación de ciertos órganos, mientras que el sistema nervioso parasimpático inhibe la estimulación una vez que la función se ha completado. En cuanto a la intimidad, el sistema nervioso parasimpático se activa por primera vez, incitar sentimientos de conexión y cercanía con el cónyuge. Esto separa a los humanos de los animales; animales machos irán directamente a la estimulación del sistema simpático. Los hombres humanos, por el contrario, primero consiguen sentimientos de ternura, y luego el sistema parasimpático envía señales para el sistema simpático para comenzar también. Durante la intimidad, tanto en los sistemas simpático y parasimpático funcionan simultáneamente. En una relación sana, esto se traduce en una sensación de placer y no sólo hasta la eyaculación, sino una sensación de paz,  confort y la cercanía con el cónyuge después de haber tenido intimidad.

Sistema reproductor masculino y el estrés crónico:

A diferencia de las mujeres, donde los niveles de estrógeno pueden ser afectados por el estrés crónico, la reducción en producción de testosterona no afecta normalmente pero  el estrés crónico en los hombres prolongada si es un detonante. Un accidente en las áreas intimas o continuo y profundo trauma puede afectar la producción de testosterona. Sin embargo, el estrés crónico afecta el sistema reproductivo de los hombres en dos grandes formas-disfunción eréctil y la eyaculación precoz.

Durante los momentos de estrés crónico, altas cantidades de glucocorticoides se produce lo que afecta a la colaboración de los sistemas nerviosos simpático y parasimpático. Beta endorfinas en el cerebro también se ven afectados. La masturbación también puede afectar el sistema reproductivo debido a la masturbación inducida por la eyaculación no produce los mismos productos químicos cerebro al igual que la intimidad con su cónyuge. La pornografía también produce este efecto negativo sobre la libido debido a que las regiones del cerebro donde se almacenan amor y el afecto no se inician. Esto en efecto creará un desequilibrio entre los sistemas nerviosos simpático y parasimpático.

El estrés crónico en los hombres es a menudo notable después de un período prolongado de tiempo. Unos factores desencadenantes comunes de estrés son problemas con el trabajo, los conflictos en el hogar o dificultad financiera. Estos acontecimientos estresantes, que quedan sin resolver crean una acumulación de pensamientos negativos que pueden afectar el sistema reproductivo masculino con el tiempo. Uno de los problemas comunes que se derivarán de estrés crónico es la disfunción eréctil (incapacidad para mantener una erección). Con el aumento de estrés crónico no es de extrañarse que esta condición que era antes  asociado solo con los hombres mayores en la edad senil , ahora se ve este problema en los hombres cada vez más jóvenes. Por desgracia, esta condición se está volviendo más y más común, que afecta a los hombres tan jóvenes como a los  treinta años o, a veces incluso más joven. El estrés crónico afecta  el equilibrio de los sistemas nerviosos simpático y parasimpático durante la intimidad. Si bien el sistema nervioso parasimpático se debe activar primero, el sistema nervioso simpático se activa inmediatamente. Esto se traduce en una experiencia íntima poco saludable, y también puede afectar a la salud de la próstata, inflamación que puede en algunos casos conducir al cáncer.

Entendiéndose Uno al Otro:

Los hombres y las mujeres son diferentes en muchos aspectos. Hormonalmente, los hombres están hechos para centrarse en soluciones a los problemas mientras que estrógeno ayuda a que El cerebro de la Mujer se construyen para reconocer los detalles más finos en el ambiente a su alrededor y la centralización en el bienestar de la familia primero. Estas diferencias, a veces pueden causar conflicto cuando la comprensión no está presente. Tomando el tiempo para entender cómo y por qué se producen estas diferencias dará una mayor perspectiva y empatía en el otro, especialmente en relación con la intimidad. Debido a que la mente y el cuerpo están conectados entre sí, los pensamientos tienen mucho que ver con la respuesta corporal.

Las mujeres ven su mundo de una manera mucho más amplia que los hombres. Las hormonas femeninas como el estrógeno y la progesterona influyen en el cerebro cambiando las proyecciones alrededor de circuitos neurales, lo que permite a las mujeres a ver su mundo en un contexto más universal. Ella, literalmente cuando una situación se le presenta, podría estar pensando en diez cosas a la vez. Los niños,  su cónyuge, el trabajo, las necesidades en el hogar, etc cuando una situación se presenta. Esta capacidad de pensar en muchos detalles es lo que permite  las características de la mujer la que prosperen. Sin embargo, cuando se producen estrés o conflictos, esto también es lo que puede causar estos problemas hormonales mencionados. Ya que el estrés tiene lugar.

El cerebro femenino proyectará diferentes grupos de núcleos donde se guarda todos los aspectos importantes de su vida. La tendencia a poner a otros por primera vez durante los años fértiles se debe en parte a la producción de hormonas femeninas. Curiosamente, una vez que una mujer ha llegado a la menopausia y los turnos de producción de estas hormonas se disminuye, el cuerpo de la mujer entonces producirá más testosterona. Este cambio en las hormonas también crea un cambio en el cerebro, lo que induce una mayor necesidad de obtener la auto-realización. La comprensión de estas diferentes etapas en la salud hormonal femenina puede producir una nueva perspectiva y deseo de lograr tener realizaciones personal e interés en lograr sus propios éxitos.

Otra cuestión a considerar es la forma en que las mujeres tienden a lidiar con el estrés en comparación con los hombres. Cuando las hormonas femeninas se combinan con otras sustancias químicas en el cerebro como la prolactina y la oxitocina y luego se desencadena el estrés, la inclinación a lidiar con el estrés es encontrar una salida. Una toma de control del estrés común para las mujeres es a través de la comunicación con el esposo, una amiga o miembro de la familia. En nuestro mundo moderno debido al ritmo muy rápido de vida, esta salida no es tan fácilmente disponible como solía ser. Las distracciones de los medios de comunicación, el exceso de programación, etc., pueden hacer que esta importante salida sea a menudo infrautilizados. Sin oído que escuchar, el estrés puede continuar. Esta es la razón por la cual podemos darnos cuenta que las mujeres hablan más que los hombres.

Los hombres, por otro lado no producen una mayor cantidad de oxitocina como mujeres. Esto significa que los hombres por lo general no tienen el mismo deseo de hablar cuando están pasando por estrés como  las mujeres tienden a hacerlo. Los hombres, sin embargo, producen otro producto químico en el cuerpo llamado, la vasopresina. Esta sustancia química se anima a los hombres a ser proactivos bajo estrés y estimular los músculos. La inclinación masculina será la de ir al aire libre o participar en las actividades manuales como la reparación de algo o la práctica de deportes. Por desgracia, cuando el estrés crónico está presente, aumenta la producción de cortisol, lo que resulta en una falta de energía y de resistencia. Los niveles de dopamina también pueden verse afectadas, perturbando la estimulación. Además, si no hay salidas para el estrés,  puede haber una tendencia a la conducta adictiva como el llegar al consumo alcohol, el tabaquismo o la pornografía.

Estas diferencias en la reproducción masculina y femenina, así como las diferencias en los mecanismos de adaptación para el estrés pueden conducir a un conflicto innecesario entre hombres y mujeres. La respuesta a relaciones más sanas es de informarse en estas diferencias para tener una mejor comprensión y gestionar también el estrés de una manera saludable. Dado que el estrés crónico es la causa subyacente de muchos trastornos reproductivos, abordar correctamente este problema de salud creará más duradera relaciones y sana vida entre cónyuges. El estrés crónico comienza en el cerebro con pensamientos negativos, los períodos prolongados de preocupación, etc., lo que activa el mecanismo del estrés en el cuerpo. Este mecanismo de estrés  también establece un nuevo comportamiento poco saludable como la hiperactividad, el perfeccionismo, la incapacidad para decir que no, aprehensión, preocupaciones constantes y otras manifestaciones de estrés. Cuando el estrés crónico se convierte en una forma de vida, se verá afectado el sistema reproductivo.

 

Phytotherapi tiene una solución para estos fallos de funcionamiento del sistema reproductivo que incluyen fitoquímicos de plantas para mejorar la actividad hormonal. Estas soluciones se dirigen aliviar síntomas derivados al estrés crónico, los patrones de sueño, así como  protocolos para ayudar a mejorar y restaurar la salud. Además, se han incluido técnicas de afrontamiento y la educación sobre la manera de conectarse con los demás y mantener calidad en las relaciones.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s